viernes, 1 de noviembre de 2013

Seres fantasticos- Varcolac y Solomonar

El Varcolac

Varcolacul es en la mitología rumana una criatura fabulosa, un demonio que se alimenta del sol y la luna, generando de esta manera las fases lunares y los eclipses.
Las varias representaciones de esta criatura, desde animales reales (lobos, perros) hasta fantásticas (zmei, balauri -tipos de dragones) condujeron a un misterio en cuanto a la forma del demonio.
El varcolac es un representante del mal que perturba el orden natural del mundo y cualquier desviación del orden establecido por la comunidad puede generar un varcolac.
Por lo tanto, los varcolaci, igual que los moroi o strigoi pueden provenir de varias fuentes como los niños no bautizados, bebes con anomalías, personas que mataron a su hermano/a o incluso una acción en contra de una tradición puede generar un varcolac.
El hombre-varcolac se puede transformas durante un eclipse , y la mayoría de las veces, su alma subirá hasta el cielo para devorar el sol o la luna.
Si se interrumpe la conexión entre el alma y el cuerpo durante la transformación, el alma se pierde para siempre.
A menudo, es suficiente que la Luna tenga un color rojizo para que el rumano llegue a la conclusión de que el varcolac está comiendo la Luna, y la sangre de la misma se filtra entre los dientes de la criatura.
Para alejar a estos demonios hay varias maneras que implican los sonidos de metal como hacer tañir las campañas o golpear el hierro.



El Solomonar

El Solomonar es el mago sobre el cual se creía en la mitología rumana que puede controlar las nubes y la lluvia, puede traer granizo y curar enfermedades.
Al igual que algunos ascetas, los solomonari viven lejos del mundo, en otro reino, pero bajan de vez en cuando en las aldeas para mendigar, aunque no necesiten nada y si no son bienvenidos, invocan la lluvia con granizo.
Su conocimiento se transmite de maestro a aprendiz, este el último siendo cogido desde su nacimiento por un solomonar viejo y crecido en la cueva desde el borde la tierra.
El nombre "solomar" se utilizó a partir de la Edad Media, bajo la influencia de la cultura judio-cristiana debido a la similitud fonética con el término local "salman". La mayoría de los informes se refieren a la gente pelirroja alta con vestidos blancos, que tenía en la cintura herramientas mágicas. Esa gente iba montada en los dragones de la lluvia, al lado de los moroi o sola. Para protegerse del solomonar, la gente le pedía consejo a un maestro albañil, un solomonar que volvió a vivir entre humanos.

La tradición rumana no duda de su existencia, incluso se dice que hay testimonios de Transilvania y Bucovina en cuanto a la existencia de los últimos solomonari. También hay muchas interpretaciones de la origen del mito, la mayoría siendo relacionada con los sacerdotes de los geto-dacios Kapnobatai y Ktistai, a las cuales se les añadieron influencias cristianas resultando un producto sincrético de mitos y creencias.
En la zona de Tara Motilor son conocidos como Solomonari o Zgriminties. La mitología popular dice que "los solomonari tienen un libro que contiene todo el conocimiento y poder de estos seres. Dicho libro se aprende por los solomonari en la escuela de la aldea Babariu, pero solamente uno de siete llega a ser solomonar."

20 comentarios:

  1. que bueno poder aprender sobre mitologias me parece genial esto sandra en hora bueno y como siempre unido en oracion con vos saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por su visita. Me agrada saber que le ha gustado mi articulo. Saludos cordiales.

      Eliminar
  2. Ufff...Me encanta esto, Sandra..!!! me dan ganas de guardar estas creencias y estos mitos tan apasionantes que me hacen volar la imaginación. Muchas gracias por brindarnos toda esta información sobre la maravillosa cultura de tu país, un privilegio que te debemos. Saludos amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bien que te gustan mis articulos. Si quieres, tienes toda la libertad de utilizar estos temas para inspirarte y crear nuevos relatos o reflexiones. Un abrazo grande y gracias por visitarme.

      Eliminar
  3. Sandra, me quedo maravillado de todas las leyendas y mitologías que hay en Rumanía, yo la verdad, desconozco si en España hay esta mitología.
    La primera sería como la de un hombre-lobo ¿verdad? y la segunda el mago que controla la lluvia. Dicen que toda la leyenda tiene algo de verdad, si pensamos esto, y en estas leyendas hay algo de verdad, es para dar escalofríos ;)
    Me encantan estas leyendas Sandra. Enhorabuena por tu maravilloso trabajo.
    Un abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jeje, si a veces dan miedo los mitos, pero a mi me encanta este mundo de magia que nos presentan. Y si, el varcolac podemos decir que es el padre del hombre lobo :)
      Muchas gracias por estar siempre aqui. Te envio un abrazo fuerte!

      Eliminar
  4. Amiga...Que bonita entrada...! La imaginación del hombre es infinita..de ahi la mitologia y toda su inventiva.Que lindo es conocer la mitologia de Rumanía...Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Idolidia. A mi me encantan los mitos, por eso estoy encantada poder compartir con vosotros historias de mi pais. Un besito.

      Eliminar
  5. Qué leyendas tan interesantes Sandra. No solo nos muestran la rica cultura de Rumania, sino la fuerte inclinación hacia lo etéreo y lo infinito de la imaginación. Excelente entrada, un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La imaginacion es uno de los mejores regalos que recibimos en esta vida. Gracias a ella podemos crear y vivir en muchos mundos. Te agradezco por visitarme. Un abrazo.

      Eliminar
  6. No conocía de la mitología rumana, es tan vasto todo que tendríamos que ponernos horas a estudiar. Gracias por compartir parte de un escrito tan interesante.
    Un beso Sandra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Lujan. Hay mucha informacion que nos queda para leer, estudiar, presentar. Antes de empezar a escribir en mi blog busque informacion sobre Rumania, en castellano, y la verdad es que no encontre gran cosa. Por eso me decidi a presentar esa fachada de mi pais que si deberia hacerse conocida mas alla de las fronteras. Es un placer verte por aqui y te lo agradezco mucho.
      Un besito.

      Eliminar
  7. Felicidades ,Sandra por tu iniciativa !! Mi madre es de Transilvania,y he crecido con esos cuentos y mitos,y me encantan pero a la vez,me asustan !Hacen parte de mi cultura,y es verdad que no conozco todas la mitologia,pero ahi vienes tu completando mis faltas ! Besos y te seguire como un....strigoi !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Lenuta! Espero poder compartir nuestra mitologia con mucha gente porque creo que es muy interesante. Te agradezco por visitarme y no me molesta nada que me persigues :D
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. hola sandra,cuantas leyendas mitologicas amiga guarda tu tierra,siempre dignas de leer y de hasta estremecerse,mira que gusrda tu tierra leyendas legendarias que van pasando las decafas y siglos y siempre estan vigentes,historias que te atrapan y te cautivan.

    un palver pasar a leerte amiga,besitos y feliz semana!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saber que te gustan mis articulos. Es un placer tenerte entre mis seguidores. Muchos abrazos.

      Eliminar
  9. Amiga...Te he venido a saludar, Espero que todo esté bien...y que pronto te podamos ver por acá con otra de tus brillantes entradas.Ten un lindo viernes,Te abrazo con mucho cariño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por preocuparte por mi. Estuve muy ocupada porque me cambie de pais, pero pronto volvere a ser mas activa. Un abrazo fuerte!

      Eliminar
  10. ¡Qué interesante! Me maravillan, Sandra, estas leyendas. Gracias por tu trabajo que nos aporta nuevos conocimientos de la cultura de Rumanía y sus tradiciones.
    Un placer leerte.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mi también es un placer saber que le gusta mi blog y sus entradas. Le agradezco por dedicarme un poco de su tiempo. Abrazos cariñosos.

      Eliminar